Beagle-Como cuidar a mi perro

Relaja a tu perro con el olfato

Muchos perros se pasan los días estresados e inquietos, si tu perrete es de los que están todo el día así, todos los días de la semana…. le puedes ayudar con algo tan simple como su olfato

Los ejercicios de nariz van fenomenales para relajar y estimular la mente de nuestros perros, los mantiene entretenidos, despiertos y felices.

¿Por qué nos empeñamos en “reventarles” físicamente para que estén tranquilos? 5 minutos de ejercicio sin parar usando el olfato les cansan más que 15 minutos corriendo frenéticamente detrás de un objeto. Es un ejercicio más natural, sano, con menos excitación y con menos problemas de obsesión con los objeos como les pasa a muchos perros con las pelotas.

como cuidar a mi perro

Además, podemos usar estos ejercicios para canalizar excesos de energía en perros destructivos, con estrés, ansiedad, miedos o como terapia complementaria en perros agresivos.

Cuando hacemos que el perro use la nariz estamos planteándole retos, es decir, problemas auto satisfactorios para el perro cuando los resuelve.

Aquí tenéis algunos ejemplos de juegos para que vuestros perretes usen sus narices😊, aunque podeis inventaros vosotros mismos diferentes juegos, según sea vuestra casa, etc.

1. Esparcir comida: tanto por el suelo de la casa o por la hierba en un parque y pedirle que la busque. Se puede aumentar la dificultad poniéndola en diferentes alturas, que el perro se dé cuenta que no sólo puede encontrarla pegando la nariz al suelo.

2. Esconder un juguete: usa un juguete que le guste mucho, como puede ser la pelota, para escondérselo y pedirle que lo encuentre. Si la motivación por el juguete es alta, verás que estará buscándolo durante un buen rato aumentando su concentración en el juego.

3. Obstáculos: monta un recorrido con cajas, sillas, mesas y obstáculos varios (usa la imaginación) para que el perro tenga que pasar entre ellos buscando los trozos de comida que hayas escondido.

4. En una zona de espacio abierto, haz que el perro busque a una persona que previamente se haya escondido. Cuando la encuentre que juegue un rato con dicha persona.

como cuidar a mi perro
Es importante enseñarle a jugar: al principio ponerle los retos fáciles (incluso que vea los objetos) para que su motivación por el juego aumente e ir incrementando el nivel de dificultad a la vez que veamos progresos en el perro.

Estos ejercicios son una buena forma de estimular al perro con diversión por ambas partes creando un estrecho vínculo entre perro y dueño, por eso no dejéis nunca de jugar y retar a vuestros chiquitines

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *